BMW M4 Competition Coupé llega a la Argentina

Deportividad extrema. Un motor de 510 CV de potencia y 650 Nm de torque, frenos de carbono y la dinámica de un verdadero pura sangre. Su precio también es extremo: 240 mil dólares.

La nueva BMW M4 Competition Coupé llega al país para satisfacer a los clientes amantes del alto rendimiento característico de la letra “M”, que identifica a la división que desarrolla los vehículos deportivos y de competición de BMW, así como las divisiones “AMG” o “S” lo hacen para Mercedes-Benz o Audi respectivamente.

Con características únicas, como sus 510 CV de potencia, 650 Nm de par, frenos de carbono, imponentes butacas deportivas en fibra, la aplicación M Drive Professional (con M Track Mode, M Traction Control con 10 niveles de configuración y M Drift Analyser), Diferencial deportivo M y sus 290 km/h de velocidad máxima (limitada electrónicamente), el M4 Competition es un verdadero auto de carrera homologado para la calle. Su motor biturbo de seis cilindros en línea y 3.0 litros, dispuesto longitudinalmente, transmite toda su potencia al tren trasero y está asociado a la caja automática Steptronic Sport, de ocho velocidades. Esta también puede accionarse mediante levas y permite que el M4 Competition Coupé acelere de 0 a 100 km/h en 3,9 segundos.

Este nuevo M4, además, presenta importantes avances dinámicos con respecto a sus predecesores, gracias a un meticuloso proceso de evolución y puesta a punto que se benefició del desarrollo de su hermano de competición, el BMW M4 GT3.

Cuenta con un sistema de escape específico, con válvulas controladas eléctricamente, que proporciona una banda sonora fascinante. Su sistema de refrigeración (que garantiza mantener la temperatura óptima en la conducción diaria y en la pista) posee, entre otros elementos, un radiador de aceite de motor adicional y un enfriador propio para el lubricante de la transmisión. Asimismo, el cárter de aceite posee dos cámaras separadas y un canal de succión integrado, lo que asegura un suministro confiable de aceite incluso durante fuertes aceleraciones laterales y longitudinales.

La elevada rigidez torsional de la carrocería es un factor clave para proporcionar la combinación de dinamismo y precisión por la que son reconocidos los BMW M. Esta se logra gracias a un paquete específico de refuerzos en el vano motor y subchasis en ambos ejes, que permiten mantener el control y que el comportamiento de la dirección permanezca neutral, incluso en el límite.

Complementan el alto rendimiento del BMW M4 Competition Coupé particularidades como su suspensión adaptativa M con amortiguadores controlados electrónicamente, los frenos M de carbono (sistema tomado directamente de la competición), el diferencial deportivo M con bloqueo variable, el M Drivers Package con limitación de velocidad a 290 km/h y el M Dynamic Mode, una regulación más permisiva del control de estabilidad para lograr derrapes controlados. Por supuesto, es una clásica coupé deportiva de tracción trasera.

La distintiva estética del BMW M4 Competition Coupé transmite toda una declaración de su desempeño y su experiencia de conducción emocionante. En esta coupé, los aditamentos del paquete exterior M se integran armoniosamente en un lenguaje de diseño moderno, donde impacta la gran parrilla específica, con forma de doble riñón vertical y barras horizontales. También sobresalen los guardabarros esculpidos con salidas de aire M, el prominente spoiler lateral, el techo de polímero reforzado con fibra de carbono, las llantas forjadas M de 18” en el eje delantero y 19” en la parte trasera, los dos pares de salidas de escape y el alerón trasero en carbono, entre otros elementos elaborados en este material.

Por dentro, el diseño ergonómico del habitáculo asegura que el conductor se concentre al cien por ciento en la conducción. Los asientos deportivos y envolventes M, ajustables eléctricamente (con memoria) y tapizados con cuero Merino de grano fino, brindan funcionalidad para manejar firmemente en los autódromos y comodidad para viajes largos. Estas butacas delanteras de carbono además ofrecen calefacción y permiten desmontar una parte del apoyacabezas para brindarle más espacio al casco, en caso de uso deportivo. Su estructura inspirada en los autos de carrera también permite el uso de cinturones de competición con múltiples anclajes.

Por otro lado, los botones M, ubicados tanto en el volante como en el panel de control, permiten almacenar y recuperar instantáneamente dos configuraciones personalizadas de puesto a punto (se pueden ajustar parámetros de motor, chasis, dirección, frenos, cambios de marchas y asistencias), para brindar rápidamente una experiencia de conducción adecuada a la situación, más allá de los modos M preestablecidos (Road, Sport y Track).

A la hora de buscar confort y entretenimiento destacan elementos como el sistema de sonido Harman Kardon de 16 parlantes, el cargador wireless para teléfonos, el climatizador trizona y el BMW Live Cockpit Professional, que integra en una misma pantalla al tablero digital de 12,3” y al display central de 14,9”, completamente configurable. Asimismo para facilitar la conducción en calles y rutas, el mismo cuenta con Driving Assistant Professional, un sistema de cámaras y radar que intervienen en el manejo en forma inteligente y evitan situaciones de riesgo.

Acerca de Victor Russo 1209 Articles
Periodista especializado en industria automotriz. Comenzó en la revista Parabrisas en 1992. En 1996 pasó al grupo Clarín para trabajar en el Diario Deportivo Olé, específicamente en el suplemento Fierros. Desde 1998 se incorporó como redactor principal del suplemento semanal Autos del diario Clarín y, en 2004, se convirtió en el editor de esa publicación, cargo que ocupó hasta 2019. En televisión condujo el ciclo Noticias Sobre Ruedas, desde 2006 hasta 2016. En la actualidad, edita el suplemento Sobre Ruedas en el diario Los Andes (sale todos los sábados) y conduce el programa de radio sobre actualidad automotriz Del Plata Sobre Ruedas (todos los sábados de 12 a 13 por AM 1030).