Test Citroën C4 Cactus

Con un diseño particular  que no pasa desapercibido la automotriz lanzó al mercado local hace pocas semanas a su nuevo modelo. NSR probó un C4 Cactus Puretech AT6 S&S SHINE. Es muy moderno y cuesta $448.000

“El auto que no necesita marketing porque lo es en sí mismo”, asi definió Citroën a este peculiar vehículo. Es muy llamativo desde su estética. Con un diseño tan osado y divertido es muy bienvenido en una época donde los autos convencionales en algún punto terminan siendo muy parecidos entre sí.

Tuvo su presentación durante el Salón de Buenos y realmente supo romper con la monotonía estilística. Por donde se lo mire es distinto a cualquier coche. Además entra en varias categorías ya que por su tamaño puede utilizarse como un coche familiar pero por su estilo y modernidad se puede adaptar a las necesidades de cualquier joven usuario.

En el mundo automotor es conocido a partir de su presentación en el Salón de Paris en el año 2014. Desde ese entonces se podía anticipar que este automóvil no iba a pasar inadvertido e iba a romper varios esquemas.

Diseño:

El C4 Cactus viene a sentar bases desde su diseño. No hay otro vehículo de la gama que se le parezca. Es un crossover mediano que llega importado de España, y está basado en la plataforma PF1 del Grupo PSA, que también se utiliza para los modelos Peugeot 208, Citroën C3 y DS3.

Se distingue por unas superficies depuradas y limpias, volúmenes fluidos que huyen de formas o ángulos agresivos, techo flotante, firma luminosa tecnológica con luces diurnas de LED y ópticas integradas en los Airbump.

Estos elementos aportan una protección real contra los imprevistos del día a día. Su piel suave de poliuretano termoplástico encierra cápsulas de aire para amortiguar los choques. Los Airbump no necesitan un mantenimiento específico y contribuyen directamente a la reducción de los costos de mantenimiento y reparación del vehículo.

Los voceros de la marca señalan que su aspecto diferencial radica en un diseño que busca reconciliar lo estético con lo práctico, y realmente es lo que lograron transmitir.

En este flamante vehículo de la casa francesa las dimensiones son 4,16 metros de largo, 1,73 metros de ancho, 1,48 metros de alto y una distancia entre ejes de 2,60 metros. Para muchos pertenece al segmento B pero por las medidas tranquilamente podría mezclarse con los del segmento C, el cual implica un tamaño mayo al mediano.

Más allá de lo estrictamente estético fue desarrollado con materiales de altas prestaciones, como el acero de alto límite elástico y otros elementos diseñados para reducir el peso del vehículo.

Interior:

La gran apuesta de la automotriz para este coche es en el interior del mismo. La idea es que sea lo más cómodo posible para que pasar mucho tiempo dentro del auto sea una razón de disfrute. Ofrece un espacio más liberado para el conductor y sus pasajeros.

Algo que caracteriza a este modelo es la comodidad de sus butacas al ser bien anchas sobre todo a la altura de los hombros, al estilo sofá de un living, genera un ambiente que invita a la relajación. Además, se pueden calefaccionar, ideal para los duros días del invierno que estamos viviendo ahora. Los asientos están tapizados en un color que combina la tonalidad de su exterior, donde el marrón se destaca por sobre los otros.

Los anchos asientos delanteros también reflejan este nuevo enfoque de la arquitectura. Su diseño está inspirado en el de los sofás, para proporcionar más confort. Al disponer de una distancia entre ejes de 4,16 m, consigue ofrecer la misma habitabilidad pese a ser más compacto. Proporciona de esta manera una conducción más fácil y mejor maniobrabilidad en ciudad. Además viene con un amplio baúl de 358 litros.

Los materiales y terminaciones son de una muy buena calidad, con algunos detalles especiales que identifican al Cactus con una personalidad singular. Son un muy buen aporte las hebillas que simulan detalles de marroquinería en las agarraderas internas de las puertas en la plancha de abordo y la gran guantera Top Box. Los tapizados, el revestimiento de las puertas y la plancha de abordo se presentan en cuatro acabados, Armonía Interior Roja, Armonía Interior Habana, Armonía Interior Purple y Armonía Interior Azul.

Instrumental:

Vale un párrafo especial para el panel de instrumentos, que en realidad es un display con forma de tablet. Es muy original y práctico para su utilización. Los datos que brinda este instrumental son el nivel de combustible, el kilometraje total, la velocidad y la marcha de circulación.

Equipamiento:

Hay que decir que viene repleto de tecnología y busca la constante comodidad para el conductor. Lo que más de destaca es sin dudas su sistema multimedia con pantalla táctil de 7 pulgadas que incluye una serie de botones sensitivos que permiten poner en funcionamiento y operar la climatización, el navegador satelital y los sistemas de conectividad. Desde allí también se pueden observar las imágenes de la cámara de visión trasera y gestionar las funciones del teléfono, como la agenda de contactos, el sistema de manos libres Bluetooth o la llamada doble.

El sistema integral de audio produce un sonido de alta fidelidad envolvente a través de seis parlantes que se distribuyen en todo el habitáculo. Reproduce MP3 y dispone de conexiones auxiliares y puerto USB.

Seguridad:

Hay que aclarar que la versión que llegó a la Argentina es la más equipada en cuanto a seguridad. Entre todos los elementos que contribuyen a evitar accidentes, incorpora frenos a discos delanteros y tambor atrás con Sistema Antibloqueo ABS y Repartidor Electrónico de Frenado (EBD). Además, dispone de un Control de Estabilidad ESP, que corrige maniobras y evita las pérdidas de trayectoria que pueden terminar en choques o vuelcos.

Además la función Hill Assist (ayuda al arranque en pendiente) mantiene el vehículo frenado automáticamente durante 2 segundos. Permite un arranque fácil en pendientes superiores al 3% sin riesgo de retroceso del vehículo en el momento de soltar el pedal del freno. En el frente, la función “Cornering Light” aporta un haz luminoso suplementario en el interior de la curva que aumenta la visibilidad y la seguridad en las curvas y en los cruces.

Si se produce un choque el Cactus está bien preparado, con un conjunto integrado por seis airbags: frontales, laterales delanteros y de cortina para ambas plazas. Todo esto se complementa con cinco apoyacabezas y sus respectivos cinturones de seguridad inerciales de tres puntos. Pero no podemos dejar de mencionar al particular airbag frontal del acompañante que se despliega desde el techo.

Para cerrar, se destacan los faros antiniebla delanteros con función de alumbrado en curva. Las luces acompañan el movimiento de la dirección y alumbrar toda la superficie. Por otra parte dispone del sistema de presión de neumáticos que detecta si uno de ellos pierde la presión de inflado.

Motor:

Se trata de un tricilíndrico de 1.2 litros y 110 caballos de fuerza. El Puretech 110 AT6 S&S Shine. Elástico y enérgico, responde en forma pareja y contundente bajo cualquier circunstancia. Sólo está disponible con una caja automática de seis velocidades, con un paso de marcha suave y veloz. En Drive, por ejemplo, el sistema coloca la sexta marcha luego de los 100 km/h. En cambio pasamos a la opción manual, manteniendo ese mismo ritmo, un indicador en el tablero nos va a sugerir en qué momento pasar de velocidad.

 

Conclusión:

Es un auto ideal para quienes buscan sentirse diferentes y quieren romper limites. Sobresale en todo sentido. Además es muy sencillo de conducir y su vasta tecnología le brinda a los usuarios la mayor de las seguridades a la hora de poner en marcha al Cactus.

Sin un marketing ni segmento definido tampoco tiene un target para etiquetarlo, Puede quedar bien con hombres o mujeres jóvenes y adultos que necesiten utilizarlo como vehículo familiar. Se adapta a varias situaciones. Claramente tiene un ADN total de city-car para rodarlo en la ciudad.

Precios:

En nuestro mercado solamente se comercializa la versión tope de gama del Cactus, 1.2 Puretech 110 AT6 S&S SHINE a $448.000 con una garantía de 2 años o 100 mil kilómetros.

Acerca de Victor Russo 979 Articles
Periodista especializado en industria automotriz. Comenzó en la revista Parabrisas en 1992. En 1996 pasó al grupo Clarín para trabajar en el Diario Deportivo Olé, específicamente en el suplemento Fierros. Desde 1998 se incorporó como redactor principal del suplemento semanal Autos del diario Clarín y, en 2004, se convirtió en el editor de esa publicación, cargo que ocupó hasta 2019. En televisión condujo el ciclo Noticias Sobre Ruedas, desde 2006 hasta 2016 y, en radio, realiza micros de actualidad automotriz en FM Milenium.

Sé el primero en comentar

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.




Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.